Cancelación de Hipoteca

Prestamos Personales Rapidos

La cancelación de hipoteca es un trámite de suma importancia al que lamentablemente a veces no se le da ese lugar. En muchas de las ocasiones en que obtenemos un préstamo personal, y dependiendo de la cantidad de dinero del préstamo, es necesario garantizar el crédito con un bien raíz mediante la constitución de una hipoteca. Al obtener dinero en préstamo mediante hipoteca, usted podría estar recibiendo un crédito de liquidez garantizándolo con un bien raíz que es actualmente de su propiedad. Pero también podría estar recibiendo el préstamo para adquirir una casa, misma que quedara hipotecada durante la vida del crédito.

La hipoteca no implica que estemos traspasando la propiedad del bien. Simplemente es una inscripción que se realiza en el Registro Público de la Propiedad de la entidad federativa correspondiente de que dicha propiedad se está utilizando para garantizarle a quien prestó el dinero, sea banco o particular, el cumplimiento de las obligaciones del deudor, es decir, quien dispuso del dinero prestado.

Lo que es una realidad es que mientras exista una hipoteca sobre una propiedad, esta no podrá ser vendida ni utilizada para otra hipoteca ya que difícilmente habrá alguien que se atreva a comprar el bien raíz en esas circunstancias.

Cuando un crédito se agota, o sea que se ha terminado de pagar, la parte acreedora ya no requiere una garantía, y por tanto debe liberar la hipoteca para que la propiedad quede libre de gravámenes. Aunque lo anterior es cierto, el más interesado en tramitar la cancelación de hipoteca debería ser el deudor, es decir, aquel que recién termino de pagar el préstamo personal. En la práctica, lamentablemente, los deudores pasan por alto este trámite y se conforman con saber que ya han terminado con los pagos del crédito.

Las consecuencias de lo anterior son graves. Cuando usted termina de pagar algún préstamo, la parte acreedora esta mas que dispuesta y presente para este tipo de trámites. Con el tiempo las cosas cambian y usted no puede saber si quien en su momento le prestó estará dispuesto a firmar o incluso si aun vive o ha enfermado.

Si su propiedad está hipotecada, invariablemente se requerirá en algún momento que el beneficiario de la hipoteca o acreedor firmen la cancelación. Pues que mejor momento que hacerlo ahora mismo, cuando recientemente usted ha cubierto su crédito.

El procedimiento es muy sencillo. La cancelación de hipoteca se realiza mediante un instrumento notarial o escritura preparada por un Notario Público. La función del Notario en estos casos es la de preparar el documento, recabar las firmas de los involucrados revisando sus personalidades, e inscribir la escritura en el Registro Público de la Propiedad. Este último paso es el que hará que su propiedad deje de estar hipotecada.

No lo piense mucho. Si ya termino de pagar su préstamo personal, dele prioridad al trámite de la cancelación de su hipoteca. Es una operación simple y de bajo costo que vale la pena realizar.

Ir a Prestamos sobre Autos

Tags: , , ,

Deja un comentario (0 Comentarios hasta ahora)

Aun sin comentarios